sábado, noviembre 29, 2008

Antoni Bancells Pujadas, el primer "negro" de Ibáñez

Antes que nada, quiero dar las gracias a Antoni por su predisposición para hablar de uno de los secretos mejor guardados de la Editorial Bruguera. Fue a principios de los 70 cuando Ibáñez, abrumado por el éxito de sus personajes, hubo de echar mano de sustitutos para que sus mortadelos aparecieran en la mayor parte de revistas de la casa. De esto se encargó la propia Editorial, buscando un equipo de dibujantes y guionistas que realizaran las tareas a las que no llegaba el maestro. Antoni Bancells Pujadas estuvo allí, y bien podría ser considerado el primer "negro" de Ibáñez. Pero mejor que él nos cuente su historia:
Antoni Bancells Pujadas

Soy dibujante Disney desde hace 31 años y empecé en Bruguera, justo después de acabar la mili, en el año 71 o 72. En aquel momento entré como pasador a tinta de Sanchís, que dibujaba Anacleto (el personaje de Vazquez), ya que el autor era tan genial como inconstante y hubo que buscarle un "negro"a su vez: ese fue Sanchís y yo comencé como negrito de Sanchís, con 21 o 22 años.

Antes de hacer la mili, ya pasaba a tinta cosas de Ibañez, pero eran páginas abocetadas por él y acabadas a lápiz por Sanchís, Osete, Pineda Bono (otra persona fantástica) y pasadas a tinta también por Alférez y Jordi David (un gran amigo, actualmente también en Disney).


Un año después surgió la idea de crear el estudio de negros de Ibañez... Sanchís y Sagasty, intentaron hacer Mortadelos a lápiz y la cosa no acabó de funcionar... Los Mortadelos de Sanchís eran deformes y los de Sagasty, lentos... para hacer una página, podían pasar tranquilamente 15 días, por lo que era imposible contar con él. (Trabajaba en nómina y tenía un buen sueldo, era un gran portadista y diseñador, pero no un dibujante de cómics).

A mi se me ocurrió el sistema para hacer Mortadelos...algo que nunca me agradeció nadie y a partir de mi idea, el estudio creció hasta que llegamos a ser más de 15 personas...

Casanyes llegó unos 3 o 4 años después, estuvo poco tiempo en el estudio y luego ya no conozco su trayectoria, ya que esta se desarrolló fuera del estudio Bruguera, trabajando autónomamente (creo, ya que yo ya no estaba).
Photobucket
El sistema que se me ocurrió era tan técnico como tonto y largo de contar...lo dejaremos para otra ocasión, aunque no es ningún secreto.

Yo era el "segundo" de Sanchís, recibía a los futuros dibujantes o pasadores a tinta y entre él y yo decidíamos si eran aptos para ello...cosa que me llenaba de orgullo ( y de nada más...) aunque puedo presumir de haber "metido" a mucha gente dentro, gente que me lo ha agradecido siempre.

Sanchís era un jefe extraño, ya que no pertenecía a la nómina de Bruguera y cobraba como colaborador, haciendo páginas propias y de Vázquez (Anacleto, La abuelita Paz, etc...) y en aquellos tiempos era la mano derecha del organizador del tinglado; el odiado y temido Sr. González. Pero Sanchís jamás dibujó un solo Mortadelo en aquellos años.
Era una persona afable, con la que se podía trabajar y convivir (iba a lo suyo) y a mí me dejaba el control del estudio.
Bajo el logotipo creado por Sagasty, una historieta apócrifa de Tribulete
El Reporter Tribulete dibujado por Bancells en un Pulgarcito de los 70.
Clicando en la imagen se ve la página entera atamaño superior.


Jordi David (a quien yo había suplido cuando fue a la mili) regresó cuando el estudio funcionaba a tope y se adaptó en un plis-plas.

Osete entró en el estudio varios años después de que este ya funcionara... es decir, no intervino en su creación. Pasaba un mal momento económico y Sanchís hizo que fuera admitido en nómina para poder tener derecho a una paga de jubilación, pero él "navegaba" aparte... hacía sus propios Mortadelos, fácilmente identificables, pasaba a tinta y pasaba también sus últimos años profesionales, esperando su adorada jubilación. Era una persona fantástica, un gran amigo.
En el estudio de Bruguera
Ibáñez no tenía absolutamente nada que ver, ni controlaba toda esta producción, que supongo (ahora, no entonces) que no le hacía ni puñetera gracia. Todo fue un invento del jefe, Sr. González, quien lo encargó a Sanchís. Todo esto empezó aproximadamente en 1973 y duró hasta que Bruguera se fue a pique...(yo ya no estaba y no recuerdo exactamente la fecha).....¿a principios de los 80...? Se produjo una enorme cantidad de páginas basura, toda ella (o en su mayor parte) a cargo de personas que trabajábamos a sueldo para la editorial.
Enseñando las oficinas
Todo esto formaba parte de mi trabajo como empleado de Bruguera; aparte de ello colaboraba con personajes como Mustafín (antes de la mili) y Pipo y Colás (engendros de aficionado de cortos vuelos). Más adelante, me ofrecieron continuar con personajes como Tribulete, Urraca (a los que dibujé durante varios años) y que aparecían habitualmente en las portadas de Pulgarcito, especialmente Tribulete. Por supuesto la familia de sus autores, ya desaparecidos por aquel entonces, jamás cobraron nada por las reediciones de estos personajes.

Mustafín antes - clica sobre la imagen para ver la página entera
Mustafín después - clica sobre la imagen para ver la página entera
Más tarde continué con Heidi, Marco y el Perro de Flandes, series de tv con mucho éxito en aquellos tiempos y que Bruguera publicó en forma de revistas y libros. Trabajo que inició el gran Jan pero que que al salirse de madre (la producción), se me ofreció la posibilidad de colaborar en ella... Jan hacía las revistas y yo los libros. Al igual que ocurrió con Ibáñez, nunca tuve la oportunidad de conocerle.
A partir de 1977, contacté con Disney y abandoné Bruguera, después de una feroz discusión con el Sr. González, donde me despaché a gusto.

El Pato Donald de Bancells
Personajes de Disney
Debido a mi juventud e inexperiencia, nunca creí que al poner en marcha este estudio de negros, ello pudiera perjudicar o molestar a su creador...yo pensaba en aquellos momentos, que Ibáñez cobraba por ello...pasados unos años y conociendo a Bruguera, empecé a dudarlo...y ahora, pasados más años, estoy seguro de que el autor jamás vió un duro por todo aquello, (al igual que yo, que simplemente cobraba mi nómina...bastante baja, por cierto). He de puntualizar que es algo que yo supongo, no estoy seguro de ello, sólo creo.
Si alguna vez le he perjudicado...¡de verdad que lo siento! No sé si él sabe de mi existencia (el estudio se llamaba "estudio Sanchís"), pero si es así, le pido mil disculpas y le reitero, como experto en su obra y personajes, mi más profunda admiración y cariño.

32 comentarios:

Anónimo dijo...

- Sencillamente genial. No creo que se pejudique a nadie con estas declaraciones. Simplemente queremos saber que hubo un equipo que trabajó de lo lindo durante años, que intentó dentro del mercantilismo incorporar su estilo a personajes muy delimitados y que gracias a ellos se pudo popularizar la obra de Ibáñez. No fueron generales, ni coroneles, no cosecharon laurales ni primeras planas, sino soldados, aplicados y esforzados soldados, artesanales y voluntariosos que dieron lo mejor de sí mismos en un trabajo ingrato por el olvido, pero que es necesario rescatar.

Muchas gracias por publicar la entrevista.

- Jacket Man.

Mortadelón dijo...

Gracias, jacket Man.
Desde aquí animo a los lectores de este blog a preguntar las dudas, o diferentes cuestiones que se os ocurran sobre este tema relacionado con Bancells, a quien yo se las haría llegar.

Anónimo dijo...

Interesante, pero muy mal redactado. Faltan acentos y sobran las comas entre el sujeto y el verbo.

Mortadelón dijo...

He corregido un par de cosillas. De todos modos creo que es perdonable el posible error en la construcción de algunas frases, debido a la espontaneidad de lo relatado.
No todos hablamos como un catedrático de la lengua :P

Señor Ogro dijo...

Interesantísima entrevista. Muchísimas gracias a Toni Bancells por su amabilidad y a Mortadelón por mostrárnosla en su blog. Me ha gustado mucho también el material gráfico que acompaña la entrevista, tanto las fotografías como las ilustraciones.

Conocía algunas historietas Disney de Toni Bancells de los años 80 protagonizadas por Mickey, pero nunca había visto sus patos, que me gustan mucho más. ¡No sabía que su estilo había evolucionado tan bien! A ver si Planeta publica algo suyo próximamente...

Anónimo dijo...

Fantastico relato.
Ahora he atado algunos cabos de esa epoca. La lastima es que es una situacion que se da mucho en este país. Mientras el hombre siga siendo hombre...

Anónimo dijo...

Estupendo, Mortadelón, declaraciones como estas son lo que llevábamos tiempo esperando:
nos ayudan a reconocer el trabajo a destajo de unos currantes que, de una forma u otra (ya sea como entintadores o directamente dibujando historietas apócrifas) contribuyeron anónimamente a potenciar la fama de Mortadelo.
¡Y merecen que se les conozca, coñe, que eso no quita méritos al maestro Ibáñez, que parece que es lo que Ediciones B teme!

A Bancells sólo puedo alabarle por su trabajo en Disney y como esforzado entintador de Mortadelo y chico-para-todo de Bruguera (parece que ese puesto era muy común...).

Estaría bien conocer un poco el sistema de la "cadena de montaje" ¿quién les proporcionaba los originales a lápiz de Ibáñez? ¿Cómo se turnaban? ¿Compartían una misma oficina o lo hacían aparte cada uno en su casa? etc.

-Meisenhauser

Migsoto dijo...

Fantástico, Mortadelón! has conseguido algo que yo perseguía para El Mundo de MyF y que no logré entonces. Como se ha dicho, era una información que necesitabamos para entender un poco mejor el mundo de esos trabajadores poco o nada reconocidos.

Comiquero91 dijo...

Primero solo darle las gracias al maestro por contarnos como fue esta oscura época desde dentro, y la segunda él no tiene que pedir perdón lo deberían de hacer todos los que explotaron a los autores originales y a los "negros" que llegaron después.
Y sobre las preguntas bueno las que ha hecho Meisenhauser, vamos básicamente , de cuantas maneras y como hacían los cómics.

PD: Mortadelón menudo puntazo te has marcado con este relato

Larsen dijo...

Pues muchas gracias a Bancell por sus interesantes declaraciones, y también a Mortadelón por hacérnoslas llegar. Me ha resultado muy curiosa su situación inicial en la plantilla como "negro de negros". Me he acordado de "Gatolandia 76" y he pensado que quizá sea una de esas historietas que Ibáñez simplemente abocetó y a partir de ahí ya quedó en manos ajenas. Pueden verse en ella detalles curiosos, como la boca de Mortadelo rellena de negro sólo parcialmente, o algunas pajaritas de Filemón en blanco. En "El caso del Bacalao" también se aprecian detalles un tanto raros en episodios posteriores al primero.

Creo que hay expectación con esa técnica desarrollada por Bancells para hacer mortadelos. Y en cuanto a los errores de redacción, entiendo que es un asunto de menor importancia en este caso, y que son totalmente disculpables. Para mí no han supuesto ningún obstáculo para entender el texto. No todo el mundo tiene que redactar como si fuera un Fernán Gómez, y todos estamos expuestos a equivocarnos al escribir; a mí me sucede muchas veces.

Saludos.

maginelmago dijo...

Hombre, muy bonito. Entro aquí intentando comprobar si te tenía enlazado en mi blog...
¿y con qué me encuentro? Con la mejor investigación sobre "los negros de Mortadelo" jamás vista hasta la fecha...

Esperamos más.
¿Nombres de autores? ¿Guionistas? ¿Número de páginas por historieta? ¿bocetista a lápiz, acabados a lápiz, entintador... eran diferentes?

¿Se distribuían los equipos por revistas distintas?
¿Había algún intento de homogeneizar estilos? ¿Copiaban o calcaban dibujos de Ibáñez? ¿Intentaban parecerse al dibujo de Ibáñez? ¿Por qué no lo conseguían?
¿Quedaría entonces claro que los mismos que se dedicaban a dibujar Mortadelos son los mismos que dibujaban Tribuletes y DoñasUrracas en los años 70? ¿O son gente distinta o los mismos pero en diferentes temporadas?

¿Podremos saber por fin quién era "José Mª Casanovas" o "Miguel Ratera" (creo que es el dibujante de bárbaros "Mike Ratera"), por ejemplo?

Sospecho que no pero ¿estuvo Balcells cuando comenzaron las historietas largas de Sacarino, Mortadelo, Rompetechos o Pepe Gotera? ¿Sabe él si ya había algún proeyecto durante los años que él estuvo en ese Estudio?

¿Por qué no se citaba los nombres de los autores... ni siquiera en las guardas de los superhumores o de los coleccionesoles o en los recuadros donde va el título de la revista? (osea, al menos en esos sitios que nadie mira).

En definitiva, necesitamos una segunda o una tercera parte con más información. Gracias.

Don Guri dijo...

Yo tambien me sumo a las gracias a Bancells y a ti por esta fenomenal entrevista, que ojala tenga segunda parte, y tercera, y...
Como ya han mencionado antes, no veo ningun problema en hablar de estas cosas. Nadie le va a quitar meritos a Ibanez, y lo unico que nos interesa es saber lo que paso, porque toda esta historia tambien es parte de la Historia del comic en Espana.

Víctor1988 dijo...

Sumamente interesante. Has sacado a la luz detalles sobre negros de Ibáñez de los que yo no tenía ni puñetera idea. Una de las mejores entradas que he leído.

Chespiro dijo...

Un documento interesantísimo, pues ayuda a comprender no solo la producción de Mortadelos sino el funcionamiento interno de la Editorial.
Felicito a Mortadelón por el hallazgo y como profesor de Lengua Castellana, no considero que haya errores graves que dificulten la lectura de este valioso texto, como se ha apuntado por ahí.

latro dijo...

Pues yo no me he dado cuenta de ningún error en la redacción...
Me parece una entrada espectacular, digna de un gran blog como este. Me intriga un montón la técnica para dibujar que introdujo...

Peúbe dijo...

Sólo diré que me postro a sus pies, Mortadelón. Ahora llevaré con más orgullo que nunca la chapita que me regaló en Barcelona.

Pero más aún importante es la aportación de Antoni Bancells, al que tampoco sé exactamente cómo agradecerle este magnífico texto.

Espero que al queridísimo Toni no le importe contestar algunas de las preguntas de Magin.

Insisto, magnífico. Esto debería ir directamente a Menéame.

Anónimo dijo...

- Reflexionando sobre ello, crece mi admiración hacia Raff cuando aceptó incoporar a su firma "Raff y Equipo", sin perder un ápice de su maestría.

Creo que Moratdelón ha abierto una línea de investigación, tan sorprendente como necesaria. Digno de una tesis, si pudiésemos seguir escarbando y como ya habéis comentado, sin desmerecer para nada a Ibáñez. Sin él, nada de lo que sucedió después habría tenido sentido.

- Jacket Man.

myfblog dijo...

Genial, increible entrada, Mortadelón.
Enhorabuena por los datos recuperados y todo el esfuerzo.

Kaximpo dijo...

Harto interesante.

Me llama la atención lo de "los Mortadelos de Sanchís eran deformes y los de Sagasty, lentos". Lo importante era la velocidad para llenar las revistas con un pequeño compromiso con la calidad.

Lo siguiente que nos gustaría saber (al menos a mí) es lo del "el sistema que se me ocurrió era tan técnico como tonto y largo de contar..." Yo me imagino que uno hacía el guión, otro buscaba viñetas de Ibáñez en las propias revistas, cortaba, pegaba y después otro calcaba y rellenaba los "huecos" para los que no se habían encontrado dibujos. O algo así.

Lo patos me gustan, :D a pesar que estén muy dentro de la "línea estándar" italiana.

francis dijo...

gracias Mortadelón, muchas gracias. y a usted también señor Bancells. resulta que ha trabajado en las dos cosas que más me gustan: Mortadelo y filemón y Disney. ¿podría mandarme un dibujo si le doy una dirección o es mucho pedir?

Mortadelón dijo...

Gracias a todos por los elogios. Bancells los merece, seguro que sí, por su valentía al romper el silencio sobre el tema.
Las preguntas formuladas, sobre todo las de Magín, que tienen tela, se las pasaré al interesado.
Saludos a todos.

Oscar+AB dijo...

Apoteósica entrada (ya van ventipico comentarios, impresionante).

Me sumo a las opiniones que alaban este hallazgo como una tesis. Desde luego, que como se sigan consiguiendo investigaciones como esta la próxima edición de "el mundo de mortadelo y filemón" va a superar con creces la actual (y habrá que comprársela de nuevo, claro :D).

Mortadelón, eres un genio! Es cierto lo que dice Peúbe, ahora tus chapitas se revalorizarán un montón (y pensar que las usaba para jugar al parchís ... jeje, es broma, pero molaría)

Anónimo dijo...

Diox!!que grande es este articulo!!!Agardecer a los pobres negros de MORTADELO ,los momentso que nos han hecho pasar!!!Y no creo que deban disculaparse al sensi Ibañez !!!Es mas deberian reconocerseles sus meritos !!!
masindac

Anónimo dijo...

Impresionante documento
enhorabuena man
un abrazo
o.

Noam dijo...

Portada de meneame!! Felicidades :)

Mortadelón dijo...

Ya he recopìlado las preguntas y se las he enviado al interesado.
Saludos a todos.

ElRinconDelTaradete dijo...

Estas declaraciones e informacion han sido geniales!.Una entrada espectacular!.Felicidades!!

JuanAnt.Noé dijo...

¡¡¡ BRAVO !!!
Una entrada verdaderamente interesante!
Muchas gracias al Sr Balcells por compartir con nosotros un poquito de sus recuerdos de aquellos años.
Lo cierto es que quedan muchas dudas, ya expuestas en estos comentarios, que sería genial conocer, como la forma en que se distribuían el trabajo o esa "fórmula secreta" para crear Mortadelos.
Esperemos que hayan más tomas de contacto con ese lado oscuro de la creación de tantas y tantas historietas de nuestros tebeos, y conozcamos algunos detalles más.
Es una pena que se niegue el reconocimiento a tantos profesionales que trabajaron en aquellos tebeos, y que no hicieron sino convertir a Mortadelo en omnipresente, por lo que no creo que haya que pedir disculpas y mucho menos, por parte de la editorial, censurar su existencia.
Nuevamente, muchas gracias!
Un saludo.

maginelmago dijo...

Voy a hacer una pregunta que sí me gustaría que le hicieras: "¿existió más de un Estudio de dibujantes apócrifos que dibuaran historietas de Mortadelo?

Y lo pregunto porque Bancells comenta que Casanyes estuvo poco tiempo en Estudio Sanchís. Sin embargo, sabemos que participó bastante en historietas de Mortadelo Especial de los años 80. O igual estamos equivocados y obtendríamos una información igualmente valiosa.

Mary Lovecraft dijo...

Hola Moratadelón vengo a visitarte desde el blog de Taradete.

Interesantísimo documento, una joya. De verdad me ha hecho ver con otros ojos (ojos de adulto) todo lo que escondía esa época de la ilustración española a la que fui tan aficionada en mi niñez.
De verdad he alucinado al conocer cómo funcionaban las cosas.
A mí desde luego me hubiera ocurrido igual que al maestro Bancells en cuanto a lo que comenta de que su juventud y entusiamo no le dejó ver entonces todo lo referente a las posibles consecuencias de los entresijos de este mundo.
Muy valiente al contarlo tal cual fue.

Un beso grande,
Mary

Anónimo dijo...

Asi que las familias de esos dibujantes nunca cobraron los royalties... ¿Y para qué queremos entonces a la SGAE? ¿Solo para poner injustos "canones" con lo que inflarse más aún de lo que ya han robado, roban y por supuesto, robarán?
Que verguenza de país....

muchapástez dijo...

Vaya, muy interesante. No había leído este post antes. He llegado buscando detalles sobre la técnica de Ibáñez, y acabo enterándome de cómo trabajaban los "negros" de Ibáñez :D

Me sumo a la petición de más información, y por supuesto, ¡quiero saber más sobre ese misterioso método!

Muy buena historia, me ha encantado.

Un saludo y gracias por hacernos llegar esta información :)