domingo, junio 29, 2008

La gran final

Hoy es un día clave para la historia del fútbol en España. Porque llegar a una final no se hace todos los años (o cada dos, mejor dicho). Y ya ha llovido desde la última vez, que se perdió contra Francia, por no hablar de aquella victoria contra Rusia en el Europeo de 1964 (aún no había nacido, snif).
Ibáñez ha dedicado un puñado de álbumes a los Mundiales, pero curiosamente ninguno a las eurocopas, que ya sería demasiado para él, con lo que detesta el fútbol. Dejando aparte ese detalle, el calvo autor nos demuestra nuevamente sus dotes proféticas llevando al combinado español a enfrentarse contra el alemán en la final del Mundial 78. El álbum lo comenté en esta entrada. Veamos lo que nos deparará el encuentro, según Ibáñez:
Lógicamente, la parcialidad de los comentaristas, que barren para su casa, es algo probado. Así, los señores de cuatro nos deleitarán con sus apasionados comentarios. Para los neutrales, que aprendan el sueco y sintonicen un dial de ese país.

El cambio de banderines, si no me equivoco, es una constumbre que se ha perdido. Es una pena, porque tenían su encanto. Luego se solían firmar, y siempre estaba el bar de turno, amigo del amigo del jugador, que exhibían los "trofeos" de tela en las paredes. Ahora el asunto se movería por Ebay, con grandes sumas de dinero por enmedio, seguro.

El juego bronco, por el choque de estilos. El delicado juego del equipo español, con toques y movimiento de pelota, contra el más directo y sin concesiones estilo alemán, que producirá chispas. Más de alguno saldrá a la pata coja del terreno de juego, ya me dirán.

El nuevo sistema de ataque alemán, es algo que se masca en el ambiente. En la viñeta pueden verlo en acción.

¡Expulsados! ¡Goles en propia puerta! ¡Celebraciones a lo bestia! Si no las tres, una de ellas va a pasar, palabra de profeta.

Y llega el momento duro. Que Ibáñez es adivino, pero quizás aquí se equivoque, o revierta la situación para disimular sus poderes nostradámicos. Dice que Alemania gana la final, y yo al menos no me lo creo del todo, porque España se merece ganar de todas todas. Pero si nuestra selección pierde, que el capitán teutón, como se ve en la viñeta, se rompa el menisco. Que se fastidie, hala.

En Corra, Jefe, corra, el amigo Chespiro nos habla de este glorioso momento tebeístico desde otra perspectiva. Si juntan las dos entradas, el díptico resultante hará que por la confluencia de Marte Y Neptuno, y un plato de berberechos, mañana todo el país en que nos encontramos lleve una resaca de un par de narices por las celebraciones nocturnas de hoy. ¡Aúpa España!

Actualización:
Pues sí, nos despistó Ibáñez, porque resulta que ESPAÑA ES LA CAMPEONA DE EUROPA con todo el merecimiento del mundo. Y nada, a disfrutar del momento.
Por cierto, se repartieron los banderines.

6 comentarios:

John Space dijo...

Uno de mis primeros mortadelos, en mi primer Super Humor. Ay, qué tiempos.

"Para los neutrales, que aprendan el sueco y sintonicen un dial de ese país."

Din e-tidning är mycket bro, herr Mortadelón :)

Mortadelón dijo...

¡Hola! De inmediato me he puesto a traducir online, y me ha salido lo siguiente: "Su e-diario es muy puente". ¡Carambolas!!

Saludos

Don Guri dijo...

Uno de mis albumes favoritos (o el que mas), que no me canso de releer.

Por la (#&%!" diferencia horaria no he podido ver el partido, que rabia.

Don Guri dijo...

An~ado que posiblemente los comentaristas japoneses si habran sido imparciales (aunque mas aburridos que ver crecer la hierba) ;)

Vicisitud y Sordidez dijo...

Sin duda, el mejor Mortadelo sobre mundiales de fútbol. Me decepcionó que el del 82 no estuviese a tan jran altura. Pero puede que, con el paso de los años "En marcha el mundial 82", donde se sustituía al fútbol por Calvo Sotelo tenga un regustillo fraeak superior.

Pero ese ghol en propia puerta es un trauma de infnacia para muchos.

Chespiro dijo...

Imposible permanecer indiferente al fenómeno de la Eurocopa de estos días, incluso si no nos gusta el fútbol.
Excelente entrada, Mortadelón.